Gamificación en los negocios: Desarrollar la creatividad y mejorar resultados

30.08.2018

"Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo". Esta frase dicha por Benjamin Fraklin es la mecha para el arranque de mi post dedicado a la gamificación dentro del mundo empresarial.


Tal y como dice el estadista estadounidense, si queremos que las personas realmente aprendan y participen de algo debemos esforzarnos en involucrarles en el proceso y creación de dicho elemento en el que solicitamos su participación.

Por eso, la metodología de aplicar juegos en las reuniones de equipos o en la creación de nuevos productos o servicios es una gran opción para empezar a desarrollar esa creatividad individual y de equipo que poseen las empresas y que muchas veces pasa desapercibida, pues en la mayoría de los casos, las empresas desconocen cómo motivar a sus empleados para que aporten ideas y se muestren más participativos en los procesos.


¿Qué es la gamificación?

El término proviene del inglés Gamification, y consiste en aplicar principios de juegos en actividades que en un principio no tienen ningún tipo de relación con el juego. Esta técnica puede ser extrapolada a diversos ámbitos como el empresarial con el fin de lograr conducir a los participantes del juego hacia unos objetivos o comportamientos concretos.

Áreas de implementación de la gamificación:

  • Inspiración y creatividad
  • Sanidad
  • Educación
  • Marketing
  • Ventas
  • Empresa

Bien encaminada la gamificación puede proporcionar a las empresas un desarrollo de desarrollo y productividad muy positivo. Gracias a ella podemos aprovechar la psicología y la motivación para mejorar comportamientos en cualquier área.

Si quieres aumentar la participación de tu equipo o empleados no dudes en aplicar sistemas de gamificación, puedes llevarlo a cabo tanto a nivel online como offline.


¿Por qué la gamificación funciona para lograr objetivos?

En todo juego existen unos objetivos a corto, medio y largo plazo que son recompensados mediante puntos o premios, eso juega a favor de la motivación de los participantes ya que ven su trabajo y esfuerzo recompensado de una manera más tangible que simplemente esperar a cobrar a final de mes. Además, también entra el factor de la competitividad, que llevada de manera sana puede fomentar que los participantes en la gamificación quieran superarse a sí mismos para estar en el rango de puntuaciones que le resto de sus compañeros de “juego”, lo que llevará a que busque maneras de estar en esa posición.

Además, al tratarse de acciones basadas en el juego provoca que todo lo que se lleve a cabo sea divertido, por lo que no supondrá tanto un sacrificio y los trabajadores estarán más dispuestos a llevar a cabo las tareas correspondientes, pues no lo considerarán como un trabajo al uso, sino que realmente se lo tomarán como algo entretenido con relación a las actividades de la empresa.

Esto genera mayor cooperación entre el equipo y los trabajadores, así como mejorar el ambiente laboral en toda la empresa, pues se puede llevar a cabo incluso actividades de gamificación a nivel global en toda la empresa para que así la sensación sea completa desde que cruzan el umbral de las puertas.

 

Estimular la competición dentro de la empresa de una manera saludable puede aumentar la venta o la captación de nuevos clientes de un 5% a un 10% gracias a esa motivación lúdica.

 

Pero también se puede aplicar en otros conceptos como por ejemplo la reducción de gastos, aportando recompensas a aquellos que logran tener comportamientos ahorradores en vez de castigar a los que más gastan.

En definitiva, puedes aplicar la gamificación a cualquier tipo de indicador, sector o departamento de tu empresa.

Google es conocido por sus múltiples espacios lúdicos y si una empresa de este calibre lo está llevando a cabo y cada año crece más y más por algo será.

Si todo esto lo complementamos con áreas de descanso donde se siga fomentando el ámbito lúdico (esta vez sí para que los empleados se distraigan y despejen) estaremos creando un ambiente en la empresa donde los equipos y empleados no sentirán que trabajan sino que están constantemente divirtiéndose y además esto provocará que se sientan más participativos porque sentirán que sus superiores se preocupan por ellos a la hora de ofrecerles facilidades y diversión en su puesto de trabajo.

 

 

 

¿Cómo crear un sistema de gamificación?

1. Define las bases del juego

Principalmente preocúpate de que tenga unos objetivos Cuantitativos y Cualitativos y premios en forma de reconocimiento o regalos. Y no te olvides de contextualizarlo.

No le cuentes muchos detalles a los participantes para generar cierto misterio que provoque ese deseo de querer jugar.

2. Crea narrativas o temáticas para ambientar el juego

Todo juego de estas características necesita una ambientación para que los participantes puedan adentrarse en una situación diferente a la “aburrida” oficina, por tanto, tendrás que crear una historia, unas imágenes que envuelvan la competición (carrera de regatas, piratas, deportes…)

3. Divide tu juego en partidas o niveles

Puedes hacerlo de manera cíclica, por ejemplo trimestral o cuatrimestral, esto permitirá dos cosas: definir una estrategia más a corto plazo y corregirla o adaptarla a nuevas situaciones a medio plazo; y por otro lado evita la desmotivación que puede suponer quedarse rezagado de forma temprana, dado que en breve se iniciará una nueva partida con posibilidades de mejorar y superarse. El jugador también es consciente de que sus logros de hoy pueden tener su recompensa mañana.

4. Establece un esquema de puntuaciones

Pueden ser puntos globales, que provoquen un status o que permitan acceder a algún tipo de premio o recompensa.

5. Crea Misiones o Retos

¿Qué es un juego sin una misión o sin retos a lo largo del recorrido? El ser humano se mueve por estos retos y si tenemos una misión bien definida entonces todo será más fácil para nuestros participantes.

¿Qué mas hacer?

  • Establece Premios
  • Utiliza Metas a corto, medio y largo plazo
  • Potencia la Urgencia y la Escasez
  • Crea Insignias
  • Haz Visible el Progreso de todos y cada uno de los jugadores: Crea rankings
  • Despierta el Reconocimiento con Leaderboards (jugador del mes por ejemplo)
  • Apela al Orgullo
  • Genera Admiración
  • Crea Juegos en Equipo y Fomenta la Colaboración
  • Utiliza Avatares para dar anonimidad

Si los participantes poseen un avatar, donde no son identificados en su rol real entre el resto de jugadores se sentirán más seguros para realizar las acciones, además, si a esos avatares los dotamos de poderes o determinadas características harán que el jugador sienta que él también posee esas características y tenga más energía para llevar a cabo aquello que se le ha solicitado.


Ejemplo de gamificación: Lego serious play

Dentro del concepto de Gamificación, se está extendiendo una metodología en la que se incluye la construcción con fichas Lego para desarrollar la innovación y creatividad en los equipos de empresas manteniendo el concepto lúdico en ámbitos donde no es necesariamente necesario el ámbito del juego, pero que sin embargo, ha dado resultados muy positivos en todos los casos en los que se ha aplicado.

Es un proceso de encuentro, comunicación y resolución de problemas en el que los participantes son guiados a través de una serie de preguntas para sondear de forma cada vez más profunda sobre un determinado tema. Cada participante construye su propio modelo de figura de Lego en respuesta a esa serie de preguntas. Estos modelos o figuras sirven como base para  la discusión en grupo, el intercambio de conocimientos, la resolución de problemas y la toma de decisiones.

Esta actividad, por ejemplo, promueve el pensamiento creativo, fomenta la participación, y sobre todo, al usar las manos y no sentirse presionados con un resultado concreto que se espere de ellos, dejarán que trabaje su subconsciente provocando que el resultado sea más instintivo y emocional dejando a un lado lo racional, de modo que quedará reflejado respuestas más auténticas que en cualquier otro formato de preguntas y respuestas.


¿Qué empresas aplican la gamificación en sus estrategias?

M&Ms, Nike, Starbucks, BBVA,...

Estos son solo algunos ejemplos de empresas que ya han aplicado la gamificación o bien para mejorar la experiencia de sus empleados o bien para mejorar la experiencia de sus clientes, pero si estas grandes empresas están aplicando esta metodología es porque realmente funciona para lograr cualquier tipo de objetivo que te propongas a nivel humano dentro de tu negocio.

 

¿Cómo usar la gamificación si eres freelance?

Todo esto puedes aplicarlo con creatividad en tus servicios de Freelance, sean del sector que sean, recuerda que la creatividad e imaginación es lo que permite que nos diferenciemos del resto de la competencia.

 Por ejemplo, puedes aplicar la gamificación para el trato con tus clientes tanto en preventa como en postventa. La aplicación de este método estratégico de diferenciación te aportará diferentes beneficios:

 

  • Los clientes empatizan más con tu marca y tu servicio
  • No sienten que les estás vendiendo, sino que realmente te preocupas por ellos.
  • Viralizas tu contenido mediante este tipo de juegos
  • Tus clientes se sienten más comprometidos contigo

 

Puedes aplicar esta estrategia a través de tus redes sociales, e incluso en tus campañas de e-mail marketing en las que les envíes diferentes retos, pruebas, acertijos, e incluso puedes añadir algún tipo de recompensa o premio que les incite aún más a participar en dicha actividad, pues recuerda que el ser humano funcionamos mejor con cierta motivación externa.


Ejemplo de gamificación para freelancers

¿Qué tal crear un campeonato online relacionado con tu producto, servicio o sector?

Por ejemplo, podrías crear una pequeña competición desde tu web donde existan puntuaciones y recompensas. Imagina que eres un entrenador personal, podrías crear una competición de puntos o video retos en los que los usuarios puedan subir el contenido y haya votaciones, creando equipos de participación, o incluso elegir al azar quien de los participantes compite contra otros participantes.

Existen un sinfín de opciones que aplicar tanto de manera online como offline, tan solo debes emplear la imaginación y creatividad conociendo muy bien dónde te quieres posicionar y quien es tu cliente ideal. Una vez sepas eso, la acción de gamificar tu atención al cliente será mucho más sencilla.

 

¿A qué estás esperando para aplicar la gamificación en tu negocio?

Obtendrás resultados positivos asegurados, porque vivimos en una sociedad que cada vez demanda participar más en las marcas que consumen o sentirse parte de las empresas en las que trabajan, de modo que yo no me lo pensaba demasiado y me ponía manos a la obra para crear juegos aplicables en tu empresa.

 

 

Crea tu perfil freelance gratis y consigue proyectos ¡sin comisiones!

 ¡Regístrate ahora!

More articles

  • 10 habilidades que ningún freelancer puede dejar de hacer

    A menudo hablamos sobre cuántas cosas son necesarias para tener éxito como freelancer, pero raramente decimos cuáles son exactamente, principalmente por que son muchas. Todo el mundo que ha intentado ser freelancer por uno o dos años sabe cuán amplio es el conjunto de habilidades requeridos.
  • Obtener Ingresos pasivos siendo freelancers con 6 alternativas

    Las actividades de freelancer están normalmente asociadas con un ingreso activo. Es decir, recibes dinero por las horas de trabajo realizadas o por trabajo finalizado. Sin embargo, los freelancers también pueden aprovechar y recibir ingresos de forma pasiva.
  • Empezar tu carrera como freelance sin despedirte de tu trabajo estable

    Empezar una carrera como freelancer se puede ver al principio un reto. Dejas a un lado la seguridad económica que te da tu trabajo estable y sales de tu zona de confort. Cambiar de tu trabajo habitual a trabajar como autónomo no siempre va a ser sencillo, pero tampoco tiene que ser aterrador. Puedes empezar aceptando proyectos freelance mientras trabajas a tiempo completo.

Comments

  • No comments available

Comment this article